Cierra el mítico cine La Pagode de París

la pagodeEl mítico cine La Pagode de París cierra sus puertas tras una sentencia que obliga a la compañía Étoile Cinéma, que dirige la sala desde principios de siglo, a abandonar el lugar y pagar una indemnización de 240.000 euros. Elisabeth Dauchy, dueña de la sala desde 1986, acusa a la empresa de no abonar en los últimos tres años el canon de explotación, que no ha aumentado desde el inicio del contrato, mientras que David Henochsberg, director de Étoile Cinéma, asegura haber pagado siempre. Construido en 1896, en pleno auge del japonismo, el edificio fue el regalo de boda de François Émile Morin, director de los grandes almacenes parisienses Le Bon Marché, a su prometida, Suzanne Kelsen. Escogida por Jean Cocteau para estrenar su Testamento de Orfeo en 1959, a lo largo de la década siguiente conoció su época dorada como santuario de la “Nouvelle Vague” con títulos de François Truffaut y Éric Rohmer. En 1972, el cineasta Louis Malle reformó la sala y erigió un salón de té en el exótico jardín, pero en 1997 volvió a caer el telón por falta de restauración.