Comienza el XII Festival de Cine Europeo de Sevilla

sevillaArranca la XII edición del Festival de Cine Europeo de Sevilla (SEFF) en el Teatro Lope de Vega con la proyección de Two friends, de ópera prima del actor Louis Garrel. En la gala inaugural, presentada por Carlos Areces, Timothy Spall recibe el Premio Ciudad de Sevilla como homenaje a su brillante carrera y se recuerda al actor, dramaturgo, director y cofundador del Centro Andaluz de Teatro, Carlos Álvarez-Novoa, quien falleciera a finales del pasado mes de septiembre. El jurado de la presente edición lo componen el cineasta chileno Santiago Mitre, la actriz sevillana Ingrid García-Jonsson, el director gallego Louis Patiño, el crítico australiano Adrian Martin y la directora y guionista italiana Tizza Covi. Todos ellos se tendrán que posicionar respecto a las películas que conforman la sección oficial, entre las que figuran A la sombra de las mujeres, de Philippe Garrel, padre de Louis; El cuento de los cuentos, de Matteo Garrone; Langosta, del griego Yorgos Lanthimos; la trilogía de Las mil y noches, del portugués Miguel Gomes; La otra cara, del italiano Roberto Minervini; Under electric clouds, del ruso Alexei German jr.; Rabin, el último día, del israelí Amos Gitai; Sangre de mi sangre, del italiano Marco Bellocchio, o La academia de las musas, de José Luis Guerín. En una gala especial se proyectará El tiempo de los monstruos, de Félix Sabroso, un homenaje a su compañera Dunia Ayaso. Además, en secciones paralelas figuran “Las nuevas olas” (con los nuevos valores y más radicales del cine europeo), “Resistencias” (escaparate del llamado otro cine español), la selección “EFA” (los 20 títulos preseleccionados para los premios del cine europeo del año como Mia madre, de Nanni Moretti, Eisenstein en Guanajato, de Peter Greenaway o la francesa Mustang, de Deniz Gamze Ergüven) y el Panorama andaluz. Habrá ciclos dedicados al veterano creador francés Paul Vecchiali (de quien se estrena su último trabajo, C’est l’amour), a la alemana Birgit Hein, al sevillano Juan Sebastián Bollaín y al austriaco Peter Tscherkassky.