G – 2015

Game Over (Game Over, 2015), de Alba Sotorra
Película dirigida por Alba Sotorra, cineasta y videoartista afincada en Berlín, cuyos proyectos más destacados son Unveiled Views (2008) y Qatar the Race (2011). Djalal estaba obsesionado con los juegos de guerra antes de empezar a andar. Educado como hijo único de una familia catalana de clase media, sus padres le permitieron todos los caprichos. Tenía todo tipo de armas de juguete para que jugara a hacer de soldado y, a medida que iba creciendo, sus juegos se hicieron más y más sofisticados. Empezó a grabarse él mismo en vídeo, recreando operaciones militares, y a subir-lo en Youtube bajo la identidad cibernética Lord_Sex, con miles de seguidores. Siguiendo este sueño hasta el extremo, se fue a luchar a la guerra de Afganistan como francotirador. Pero en la guerra no hay tanta acción como en las películas…Djalal vuelve a casa de sus padres decepcionado, y se da cuenta que todo ha cambiado. La crisis económica ha golpeado la familia y se verá obligado a tomar decisiones. El juego ha terminado y Djalal tendrá que encontrar su propio lugar en el mundo real.

Gett: El divorcio de Viviane Amsalem (Gett, the trial of Viviane Amsalem, 2014), de Shlomi Elkabetz & Ronit Elkabetz
Viviane Amsalem se separó hace años de Elisha, su marido, y ahora quiere un divorcio legal para no convertirse en una marginada social. En Israel, el divorcio solo es posible si el marido da su consentimiento. Sin embargo, Elisha, no está dispuesto a aceptarlo. Viviane tendrá que luchar ante el Tribunal Rabínico para lograr lo que ella considera un derecho. Así se verá inmersa en un proceso de varios años en el que la tragedia competirá con lo absurdo y absolutamente todo se pondrá en tela de juicio. Es la tercera película que los hermanos Elkabetz (Ronit y Shlomi) dirigen conjuntamente, conformando el cierre de una trilogía tras Prende Femme (2004) y Los siete días (2008). En las tres aparece el personaje de Viviane Amsalem, papel que la misma Ronit Elkabetz interpreta y supone la conclusión final de esta trilogía sobre la emancipación femenina en Israel. Se presentó en la Quincena de los Realizadores del 2014 del Festival de Cine de Cannes.

Ghadi (Ghadi, 2013), de Amin Dora
Candidata por el Líbano para los Oscar 2014 como mejor película de habla no inglesa, Ghadi es la ópera prima del director nobel Amin Dora, una historia de lucha y superación del padre de un niño con Síndrome de Down. En un pequeño barrio de un tradicional pueblo costero libanés, Leba, un profesor de música muy querido, se casa con Lara su novia de toda la vida. Después de tener dos bonitas hijas, Yara y Sarah, nace su hijo Ghadi, para alegría de su familia, amigos y compañeros de trabajo. Ghadi nace con Síndrome de Down y pasa la mayor parte del tiempo en la ventana de su casa emitiendo fuertes sonidos que intentan imitar los cantos de su padre. Como no comprenden este síndrome, y además tienen que sufrir los gritos, los vecinos empiezan a considerar al niño como un demonio y deciden confabularse para echarle del pueblo. Leba no quiere enviar a su hijo a una institución lejos de casa, así que, con la ayuda de sus amigos, inventan una fórmula para convencer a los vecinos y que cambien de idea. La solución es conmovedora, genial y liberadora.

Girlhood (Bande de filles, 2014), de Céline Sciamma
Girlhood (Bande de filles) cierra la trilogía de Céline Sciamma que empezó con Los lirios del agua y Tomboy. De nuevo, se adentra en los conflictos que se crean en la adolescencia femenina y como ya ocurrió en sus anteriores películas Sciamma, vuelve a descubrir a actrices, gracias a castings con personas desconocidas de los barrios obreros de París. Las protagonistas son Karidja Touré, Assa Sylla, Lindsay Karamoh y Marietou Touré. La trama gira en torno a Marieme, una adolescente agobiada por su situación familiar, el callejón sin salida que parece ser la escuela y la implacable ley que imponen los chicos en el barrio. Pero empieza una nueva vida al conocer a un grupo de chicas de espíritu libre. Cambia de nombre, de modo de vestir y abandona la escuela para ser aceptada en el grupo. Marieme abrazará los códigos de la calle donde violencia, amistad y libertad convergen de un modo extraño. La película participó en la Quincena de Realizadores del Festival de Cine de Cannes y fue una de las tres finalistas de los Premio Lux.

Golpe de estado (No escape, 2015), de John Erick Dowdle
Pierce Brosnan y Owen Wilson protagonizan junto a Lake Bell este thriller de suspense político y social dirigido por John Erick Dowdle (Así en la tierra como en el infierno, La trampa del mal), responsable de Quarantine, remake de la española REC. Jack Dwyer (Wilson), un hombre de negocios norteamericano, y su familia se ven atrapados en medio de un violento golpe de estado en un país del Sudeste Asiático que iba a ser su nuevo hogar. Mientras los rebeldes atacan sin piedad la capital, Jack y su familia tendrán que buscar desesperadamente la forma de sobrevivir y escapar de un infierno donde ser extranjero equivale a una sentencia de muerte.

Grandma (Grandma, 2015), de Paul Weitz
Comedia dramática dirigida, escrita y producida por Paul Weitz (Ahora los padres son ellos, El circo de los extraños, American Dreamz (Salto a la fama), Algo más que un jefe, Un niño grande, De vuelta a la tierra, American Pie), y está protagonizada por Lily Tomlin, Julia Garner, Marcia Gay Harden y Judy Greer. Elle Reid acaba de pasar por la ruptura de la relación con su novia, cuando de manera inesperada aparece su nieta Sage, que necesita reunir 600 dólares antes del anochecer. En bancarrota en estos momentos, la abuela Elle y Sage dedican el día a intentar hacerse con ese dinero y en el proceso, sus sorpresivas visitas a viejos amigos y amantes acaban removiendo viejas historias y desenterrando secretos. La película fue la encargada de clausurar el Festival de Cine de Sundance en el año 2015.

Güeros (Güeros, 2014), de Alonso Ruiz Palacios
Ganadora del premio a la mejor ópera prima de la sección Panorama de la Berlinale 2014, Güeros (Rubios) narra la historia de unos adolescentes que buscan su lugar en el mundo y donde las movilizaciones estudiantiles obtienen gran protagonismo. Es la ópera prima del mexicano Alonso Ruiz Palacios y también consiguío el Premio a la Mejor Película en Horizontes Latinos y el Premio de la Juventud en el Festival de Cine de San Sebastián. En la película se muestra el encuentro entre Sombra y su hermano menor, Tomás, quien lo visita en la Ciudad de México tras algunos sucesos desafortunados en casa de su madre. La llegada del joven Tomás imprime energía a la monótona vida de Sombra y su amigo Santos, la cual parece estar en pausa tras la huelga de la UNAM. Juntos, deciden emprender un viaje para encontrar a un legendario músico que escuchaban de niños, y cuyo paradero es desconocido desde mucho tiempo atrás. Esta búsqueda, atravesando las fronteras invisibles de la Ciudad de México, los llevará a descubrir que no pueden huir de sí mismos.

Post navigation