“Un monstruo viene a verme” vence en los IX Premis Gaudí

La película Un monstruo viene a verme, de Juan Antonio Bayona, se convierte en la gran ganadora de los IX Premis Gaudí de la Acadèmia del Cinema Català tras conquistar ocho premios de los once a los que aspiraba y alzarse con los importantes galardones a mejor Dirección y mejor película en lengua no catalana. Además, se hace con los reconocimientos a mejor sonido, dirección artística, efectos Visuales, fotografía, montaje y dirección de producción. En cualquier caso, el Gaudí a la mejor película es para el drama familiar La propera pell, de Isaki Lacuesta e Isa Campo, filme que también ha logra tres de los 14 premios a los que aspiraba al conseguir también los de mejor guión y mejor protagonista femenina para Emma Suárez. El premio a mejor actor es para Eduard Fernández por El hombre de las mil caras. El drama 100 metros, basado en la experiencia real de superación de Ramón Arroyo, al que diagnostican esclerosis múltiple, que partía en los Gaudí con 11 nominaciones, cosecha finalmente dos premios, los dos de mejor actuación secundaria, para Alexandra Jiménez y Karra Elejalde. Así mismo, La muerte de Louis XIV, de Albert Serra, que partía con siete nominaciones, consigue dos Gaudí: mejor vestuario y mejor maquillaje y peluquería. Las grandes derrotadas de la noche son El rei borni, de Marc Crehuet, que partía con ocho nominaciones; y The Chosen, que contaba con 3, y que han concluido la noche de vacío. Asimismo, durante la gala se concede el Gaudí de Honor-Miquel Porter al actor Josep Maria Pou, quien añade la nota reivindicativa a una celebración sin quejas, y lamenta que el sector atraviesa momentos en los que no hay trabajo suficiente: “El talento y el trabajo que necesitamos tienen un amigo terrible: la complacencia“. Con un decorado de inspiración cinematográfica, la gala, dirigida por Lluis Danés, es presentada por Bruno Oro, quien ironiza sobre la situación del cine catalán y algunas referencias a la actualidad política. La reinvindicación llega del equipo del filme Alcaldessa, premio al mejor documental, que dedica el galardón a la Plataforma de Afectados por la Hipoteca y a la propia Ada Colau, protagonista de esta historia. La intervención de la presidenta de la Academia del Cine Catalán, Isona Passola, vuelve a ser reivindicativa, y en esta ocasión demanda a la Generalitat que destine “más dinero a la ficción en catalán“, que, segú explica, ha pasado de ser un 8% en 2008 a un 1% el último año.